El Calabozo del Amo del Calabozo

Cultura pop

Posts Tagged ‘Sergio Alejandro Amira

Desenvolviendo el caramelo atómico

Saludos, seres vivientes. Hoy os presentaré a un nuevo amigo de esta mazmorra, Miguel Rey, que ha tenido la gentileza de entrevistar al fundador de este blog: Sergio Alejandro Amira, en relación al webcómic que él y Pablo Santander realizan desde hace poco más de un año: Atom Candy.

L. J. Miguel Rey nació en Sampues departamento de Sucre en 1976, en la costa Atlántica de Colombia. Desde muy joven se dedicó a contar historias con la inspiración de la series de tv, animación y los comics de superhéroes de DC editados por la extinta editorial Noravo. Es Locutor del programa GRAVITORIUM, actor de doblaje y voz comercial, diseñador gráfico, Comunicador Social Periodista de la Universidad de Antioquia. Coordina y dirige desde hace cuatro (4) años el proyecto editorial E.G.A (Espectros Gráficos Asociados) propuesta que propende por difundir el proceso de escritura y narración de la historieta como parte del proceso educativo de estimulo a la lectura. Actualmente se encuentra desarrollando el laboratorio de Narración Gráfica del Centro Cultural de Moravia, en la ciudad de Medellín. En 1998 escribió y co-dibujó la historieta Shadow-Black, de la cual se desprendió todo un universo de personajes que se encuentra desarrollando para publicaciones próximas. Desde hace más de 15 años ha formado parte de los procesos de difusión y divulgación de la Narración Gráfica en la ciudad de Medellín. Ha sido conferencista sobre historia del Comic en el marco de Fiesta del Libro y la cultura de Medellín y participó del conversatorio del 75 aniversario de Superman junto a Renato Geudes (Dibujante de DC comics) en Comicon Colombia – 2013.

Habiendo cumplido con las formalidades de rigor, os dejo con Miguel.

 

Gracias, Amo del Calabozo. Hola, soy Miguel Rey y hoy nos acompaña Sergio Alejandro Amira de Chile. Escritor del mundo de la historieta. Sergio, ¿cómo llegas a la historieta y cuáles han sido tus influencias?

Llegué por medio de Peanuts del gran Charles M. Schulz, que leía antes de saber leer a los cuatro o cinco años. Le siguió Iznogud, Asterix, y toneladas de revistas de personajes Disney, Condorito, y uno que otro cómic de superhéroes entremedio. Recuerdo dos cómics en particular que me regalaron a los diez años. Eran en formato novela gráfica, tapa dura, uno de los FF y otro de Spider-Man. El primero se titulaba: El vástago de los Cuatro Fantáticos y reeditaba el Fantastic Four Annual vol. 1 #6 de 1967 junto a una historia de Black Widow de 1976 de la que no tengo memoria alguna. La historia de los FF era una verdadera joya, lo mejor que la Edad de Plata y los personajes que le dieron origen tenía que ofrecer, magníficamente dibujada por un Kirby al máximo de sus capacidades cosmogónicas, llena de conceptos de ciencia ficción delirantes.

Read the rest of this entry »

Written by Amo del Calabozo

March 30, 2014 at 12:46 pm

WBK MARTIN MUÑOZ KAISER

La muerte de Virgilio

Written by Amo del Calabozo

December 13, 2013 at 8:00 pm

Rocket Science #1 también out now!

Y por las mismas razones expuestas en el post anterior, no había esparcido la buena nueva de otro cómic de nuestro viejo amigo Sergio Alejandro Amira publicado recientemente: ROCKET SCIENCE, esta vez con Gedanken en arte y David Cofré en portada. Según nos comenta Amira, el cómic es la historia de un amor imposible a lo Romeo y Julieta pero en vez de dos familias enemistadas aquí se trata de dos razas alienígenas, o sea que se trata de una relación interespecies… de no ser porque ahora dichos alienígenas están (sin saberlo) en los cuerpos de dos humanos con diez años de diferencia de edad el uno del otro (Llo que hace igual de complicado el romance). ¿Cómo se irá a resolver este asunto, si es que se resuelve? Es lo que podremos ver en futuros números de Rocket Science, o en la novela de la cual es una adaptación (y que “casi” fue publicada dos veces ya).

Para acceder a este cómic de la Línea Estratos de MitomanoComics, pinche al costado, sí, en la ilustración de Dacid Cofré dónde dice Rocket Science.

Written by Amo del Calabozo

June 15, 2013 at 3:59 pm

Zeta #6 is out now!

Y con tanto ajetreo esta semana, manteniendo a raya a las hordas de bárbaros que intentan llegar hasta el castillo dónde se encuentra esta mazmorra, olvidé mencionarle a Martillo, a Elvin y los otros dos lectores del Calabozo que se publicó un nuevo número de ZETA, con guión y rotulado como siempre de Sergio Alejandro Amira, dibujo de Pablo Santander, color de Claudio Fernández y portada de José Miguel Villarroel. El cómic en cuestión en todos sus formatos digitales por aquí.

Written by Amo del Calabozo

June 15, 2013 at 3:11 pm

Post 500: Atom Candy

Una de las escenas que más me impactó de Adaptation (El Ladrón de Orquídeas) es cuando Charlie Kaufman asiste al seminario de Robert McKee y le dice:

“Señor, ¿y si un guionista intenta escribir una historia donde no pasa gran cosa? Donde la gente no cambia ni tiene ninguna epifanía, luchan, están frustrados pero no llegan a nada… más bien como un reflejo del mundo real”.

McKee responde: “¿Qué no pasa nada en el mundo? ¡Joder! pero, ¿tan mal estás de la cabeza? Se asesina a gente todos los días, hay genocidios, guerras, corrupción. Cada puto día alguien en el mundo sacrifica su vida para salvar a otra persona, cada puto día alguien en algún lugar toma la decisión consciente de destruir a otra persona… la gente encuentra el amor, la gente lo pierde… ¡Por amor de Dios! Un niño ve como matan a golpes a su madre en los peldaños de una iglesia… alguien muere de hambre, alguien traiciona a su mejor amigo por una mujer. Si no puedes encontrar todo eso en la vida, entonces, amigo mío, no tienes ni puta idea de lo que es la vida. ¿Para qué me haces perder a mí dos valiosisímas horas con tu película entonces? ¡No me interesa lo más mínimo!… ¡Tu película no me interesa lo más mínimo!”

Aquí en su versión original, aquí subtitulada, y aquí en italiano just for the sake of it.

Está de más decir que si cito esta escena es porque tiene mucho y todo que ver con Atom Candy, la novela gráfica en la que Pablo Santander y yo comenzamos a trabajar a mediados del 2011.

Read the rest of this entry »

Written by Amo del Calabozo

December 23, 2012 at 5:03 pm

Las hermanas Rudchenka

por Tomas B. Ham

I

“Los fénnec nacimos de la sangre y el semen derramados del sexo del dios Seth cuando este fue mutilado por Horus en el inicio de los tiempos”. Exclamó el pequeño animal ante la exasperada mirada inquisidora de Verónica.

—Todo este tiempo nos han ocultado la verdadera naturaleza de su guerra con los d’yavoly —dijo con rencor la joven mientras aun sostenía la antigua espada ensangrentada de su finado abuelo en las manos.

“Los fénnec no mentimos” —intervino otra de las criaturas, que contemplaba impasible la escena, “Pero hay cosas que el humano no alcanza a comprender por su falta de sabiduría y entonces tenemos que callar”.

En una esquina de la cabaña, Martina hojea con una avidez cercana a la desesperación, el diario de Harpócrates “El Viejo”, mientras intenta leer a través del manto de lágrimas que cubre sus ojos. Su cuerpo de quince años tiembla de excitación mientras su rodilla mantiene oprimida contra el piso, casi inconscientemente, la cabeza cercenada del anciano profeta.

—Llevamos años asesinando en nombre de una cruzada que nunca fue nuestra —expresó Verónica, la mayor de las hermanas Rudchenka—. Fuimos sus peones, me prostituí, engañé y traicioné a mucha gente para tratar de salir adelante y protegerlos a ustedes y a la raza humana, ¿y cuál es mi recompensa?

“Estarán con nosotros cuando la oscuridad lo haya cubierto todo, serán las reinas de los fénnec y procrearán a los hijos del siguiente nivel evolutivo, veremos cómo se esparce la paz de las bóvedas celestes desde lo alto de nuestro zigurat” —dijo un tercer fénnec mientras intercambiaba miradas con el resto de la manada que lentamente rodeaba a las dos chicas.

—A fin de cuentas, carroñeros, intentarán alimentarse de los restos podridos de nuestro mundo, ¿No es verdad? —cuestionó Martina, tosiendo para aclarar su registro vocal—. ¿Dónde quedaron las historias que me contabas de niña?, ¿dónde está el sentido poético de justicia en tus acciones?

“Las historias infantiles se acabaron, después de todo ya no eres una niña” —mencionó tímidamente, un fennec aún más pequeño, desde una arista oscura de aquella lúgubre barraca.

—Y se convirtió en una pesadilla de horror y supervivencia, ¿no es así? —cuestionó Martina.

En ese momento, la niña introduce la mano en su entrepierna semidescubierta por la minifalda tableada que apenas la arropa y toma una pistola 9 mm Glock 29 semiautomática, escondida en la funda sujeta a su extremidad derecha.

—Fénnec malo —dice la jovencita con una voz que apenas logra asomarse de sus labios como un murmullo.

Afuera, en el valle perdido entre los campos del sur del Estados Unidos rural, la pequeña construcción de madera se ilumina una y otra vez, acompañada por los sonidos secos y contundentes de las armas escupiendo su carga mortal.

Read the rest of this entry »

Written by Amo del Calabozo

October 27, 2012 at 5:23 pm