El Calabozo del Amo del Calabozo

Cultura pop

La colisión de Bongo

“Con los grandes poderes, vienen grandes irresponsabilidades.”
–Bart Simpson parafraseando a Stan Lee–

No es un axioma, pero a la especial y sensible clase de ser humano que disfruta de los cómics de superhéroes, suelen también gustarle la ciencia ficción y Los Simpsons. Ese es mi caso, y el de algunos otros sujetos que conozco por lo que el especial de Simpsons Comics titulado La colisión de Bongo (abril de 1997) es un verdadero sueño hecho realidad. ¿Por qué? Pues porque incluye a la mayoría de los habitantes de Springfield luchando entre sí convertidos en superhéroes, porque hay viajes en el tiempo, invasores alienígenas y, además, cuenta con la presencia del inigualable Hombre Radiactivo.

Supersimpsons

El origen de esta “colisión de superhéroes” se inicia en la sala de estar de los Simpsons en el momento en que Bart, Lisa y Maggie disfrutan de un nuevo capítulo de Tomy & Daly (Itchy & Scratchy en su versión original, Pica y Rasca en España), la serie de dibujos animados que hace parecer a Tom & Jerry como meros aficionados en lo que a ultraviolencia se refiere.

Luego que Krusty (de cuyo show Tomy & Daly forman parte) hace un pase a comerciales y mientras Lisa y Bart reflexionan en torno a las sanguinarias aventuras de sus personajes televisivos favoritos, extraños ruidos que provienen del techo sirven de preludio a un fatal incidente. Justo en el momento en que Krusty regresa de los “desvergonzados anuncios de sus nuevos cereales” y segundos antes que un nuevo episodio de Tomy & Daly aparezca en la pantalla, la transmisión es interrumpida. Lisa y Bart, en un intento desesperado, bajan al sótano a buscar herramientas para así reparar lo que ellos suponen un desperfecto de la antena del televisor. En el entretanto, un fantasmagórico resplandor surge de la pantalla del tele inundando el cuarto. El brillo aumenta progresivamente hasta que ZAAK!, Tomy y Daly adquieren forma corpórea frente a los asombrados ojos de los niños Simpsons. La irrupción de estos personajes en el “mundo real” ocasiona una serie de destrozos (Daly persigue a Tomy con una motosierra) y al evidenciar que la destrucción desatada “no es violencia inofensiva de dibujo animado”, Bart abandona su entusiasmo inicial por la presencia del gato y el ratón más famosos de Springfield.

Tomy y Daly finalmente atraviesan una de las murallas de la casa dejando tras suyo dos boquetes de sus siluetas por los cuales se asoman los niños para observar como se alejan los dementes personajes.

Bart intuye la catástrofe venidera, Homero y Marge nunca creerán lo ocurrido culpándolo a él sin lugar a dudas de los destrozos. Pese a los esfuerzos de Lisa por confirmar la historia la ira de sus progenitores recae sobre Bart. Mientras Homero y Marge discurren un castigo proporcional al daño perpetrado, Bart es recluido en su habitación, lo que significa que no podrá asistir a la actuación de su ídolo Krusty en la planta nuclear. Sitio donde aparentemente se ha congregado todo Springfield para asistir al evento.

Troy McLure, el actor de segunda que siempre comienza sus frases con “me recordaran de películas tales como…”, es el maestro de ceremonias, quien tras solicitar un aplauso para el perverso Sr. Burns, entrega a Krusty en representación de canal 6 el premio al usuario más despilfarrador de energía de todo Springfield. En ese preciso instante Tomy y Daly aparecen introduciéndose en el reactor nuclear y desencadenando una explosión atómica de la que sólo Burns logra salvarse al escapar en su helicóptero. Bart que ha aprovechado la ausencia de habitantes para rayar sus grafittis de “El Barto” en las murallas de la ciudad contempla el hongo atómico y comprende que esto es un asunto para “Bartman”. En segundos Bart se oculta tras un basurero y emerge con su uniforme émulo al del hombre-murciélago. Ayudado por su soga, Bart se dirige hacia el escenario de la catástrofe pero en el camino se encuentra con algo sorprendente. Todos los ciudadanos de Springfield han adquirido superpoderes, “¡Un grupo de superpersonajes recién creados! ¡Es el resultado inevitable de una explosión nuclear!”, exclama Bartman.

Atónito frente al bizarro espectáculo y luego de verse obligado a enfrentarse a su propia superpoderosa familia, Bart huye hacia una azotea y llega a la conclusión que es la única persona normal que queda en Springfield, “Lo único que se interpone entre Springfield y el caos absoluto.” En ese preciso instante, un hormigueo en el cerebro le alerta que debe dirigirse a su casa, “algo me dice que la respuesta está más cerca de lo que creo.” Al llegar, Bart observa un platillo volador en el patio trasero de Fladers, se introduce el aparato y descubre una máscara de Scratchy (el gato). En ese momento los inefables alienígenas Kang y Kodos hacen su aparición y capturan a Bart. Lo mejor aún está por venir.

Quién parodia a quién

¿Puede existir algo más ñoño que identificar los superhéroes y supervillanos parodiados (¿homenajeados?) en este cómic? No lo creo y de hecho esta es la justificación para redactar el presente artículo, así que manos a la obra:

Bart / Bartman. Esta es una clara referencia a Batman. Bart es el único habitante de Springfield sin superpoderes de la misma forma que Batman es uno de los pocos (sino el único) héroe principal del panteón DC que se haya en iguales condiciones. Uno de los atributos de Batman es ser “el más grande detective del mundo” y es justamente esta función la que desempeña principalmente Bart en este cómic (con una pequeña ayuda de Maggie).

Homero / El Ingerible Bulk. Era obvio que a la hora de elegir el personaje en el que se convertiría Homero este sería Hulk (aunque otra posibilidad podría haberla representado Blob de la Hermandad de Mutantes Malvados). Bula posee fuerza y apetito incontenibles y mientras más se enfada, más hambre le entra. Cabe recordar que en el capítulo de los Simpsons donde aparece Stan Lee, Homero también se convierte en un pseudo-Hulk gracias a una travesura de Bart.

Marge /La Enmarañadora. El personaje de Marge se inspira en Medusa, miembro de la familia real de los Inhumanos y esposa de su regente, el poderoso Black Bolt. Medusa posee amplio control psiónico sobre su cabello lo que le permite emplear mechones a manera de tentáculos, al igual que Marge.

Lisa / Jazzler. Lisa ha adquirido la superhabilidad de crear destellos de luz cegadora mediante su saxofón y es una versión beatnik de Dazzler, una habitual colaboradora de los X-Men que puede transformar el sonido en luz y que además de ser mutante, tener una carrera discográfica y estar enamorada de Longshot, llegó a ser heraldo de Galactus el Devorador de Mundos.

Maggie / Babycerebro. Aquí no tengo una referencia muy clara. ¿A quien podrá estar aludiendo Maggie? Tal vez sea al Líder, enemigo de Hulk a quien los rayos gamma en vez de aumentar su fuerza física lo hicieron con su inteligencia.

Krusty / El Burlón. No había otro referente más obvio para Krusty que convertirlo en el archienemigo de Batman, el Joker. Al igual que este personaje parece no contar con superpoderes pero si una serie de artimañas y pésimo sentido del humor que pondrá en jaque a sus oponentes.

Smithers / El Poderoso Smithor. Smither se ha convertido en una suerte de Thor, pero en vez del Martillo Mjolnir posee la llave del baño de ejecutivos “Kjohler”, la cual emplea contra la renegada “División de Fisión”, un grupo de sujetos enfundados en trajes antiradiactivos con brazos como los del archienemigo de Spider-Man, el Dr. Octopuss. Al verse superado por sus oponentes Smithor exclama: “Sólo queda una cosa por hacer, aunque desafía todos los principios de la física! Debo hacer girar mi fiel Kjohler, la llave del baño de ejecución… y luego arrojarla hacia el cielo sin soltarla y de ese modo, echar a volar.” El Hombre Radiactivo le propina un buen puñetazo por “romper las leyes de la física”.

Barney / El Eructo Negro. El alguna vez alcohólico rehabilitado Barney Gumble parodia al monarca de los Inhumanos. Black Bolt. que con un susurro puede derribar montañas. IMaginamos lo que sería capaz de provocar con un eructo.

Moe / Supermosquito. “¿Qué superpoder he conseguido yo? ¿Fortaleza física? ¿Visión de rayos X? ¡No! ¡Ahora mido diez centímetros de estatura! ¡Que desastre!”, se lamenta Moe desde el interior de una jarra de cerveza donde ha sido conminado por los super-borrachines de su bar. Supermosquito es una parodia a la Avispa de Los Vengadores, igual de diminuta pero poseedora al menos de un aguijón.

Skinner / Superestricto. Este personaje con un antifaz y un traje verde luciendo un signo de exclamación en el pecho alude a uno de los archienemigo de Batman: El Acertijo. Siendo Skinner en su rol de Director de la escuela uno de los principales némesis de Bart (Bartman) en la vida real es una buena elección. Pese a que el Acertijo no posee superpoderes, su émulo al menos demuestra la habilidad de vuelo y suficiente fuerza como para enfrentarse al poder entusiasmador del capitán feliz (Ned Flanders).

Sherry y Terry / Las Gemelas Maravillosas. Estas insoportables hermanitas además de copiarle el atuendo a la Mujer Maravilla (que ciertamente lo luce mucho mejor) poseen un par de lazos mágicos coercitivos con los que pueden someter a su voluntad a quienquiera que sea atado con ellos.

Troy McLure / El Secuelizador. “Puedo crear un número infinito de copias de mí mismo… aunque cada una de ellas sólo tiene el 50 por ciento de poder de la anterior”, anuncia McLure a Bart mientras despliega su asombroso poder. Esta es la parodia más ingeniosa de todas y alude a las segundas y terceras partes de las películas de Hollywood que suelen decrecer en calidad, como la espantosa “trilogía” a la fuerza de The Matrix. El Secuelizador se inspira en un personaje de X-Force conocido como Jaime Madrox, el Hombre Múltiple, que a su vez es una copia del Multihombre de Los Imposibles (también emulado en esa serie donde los Harlem Globetrotters eran superhéroes).

Apu / Capitán Veloz. Apu se ha convertido en un émulo del mutante velocista Quicksilver, a quien incluso copia el primer uniforme que vistió cuando militaba en la Hermandad de Mutantes Malvados, liderada por su papito el difunto Magneto. Apu demostró supervelocidad al menos en un capítulo de los Simpsons, aquel donde aceptaba cerrar el KwikyMart por cinco minutos para asistir a una fiesta donde bebía, bromeaba, se comía una salchicha y hasta se acostaba con una bella damisela. Al regresar a la tienda incluso el sobraba un minuto.

Milhouse / El Aullido Escarlata. La superhabilidad de Milhouse consiste en emitir “tremendos gemidos ultrasónicos”. Esto va muy bien con su personalidad wimpy y el personaje que toma de modelo es Banshee de los X-Men, a quien sus ensordecedores alaridos incluso le permiten volar (¿?)

Edna Crabapple/ Vampiredna. La profesora de Bart es una suerte de Vampirella, ya saben, la sensual vampiro extraterrestre de diminuto atuendo y generosa anatomía. ¿Qué más cabe agregar?

Los viejos del asilo de ancianos / Sangre Vieja. Este supergrupo compuesto por el Abuelo Abe Simpson y sus amigos es una parodia a los Youngblood de Image.

Los bravucones de la escuela / WildR.A.T.S. Nelson, Jimbo y sus dos amigotes buscapleitos se han transformado en dobles de los WildC.A.T.S de Jim Lee. Y de gatos han cambiado su nombre a ratas, animal más acorde con su vil naturaleza.

Personajes como Capitán Feliz (Flanders), PuercoMan (El Jefe de policía Gorgori), El Gaitero Escocés (Willie), Lanzabarro (el Alcalde Diamante) y la Torsión Humana (Otto), no poseen referentes muy claros con los cuales identificarse, por lo que no aventuraré hipótesis.

El golpe de gracia
Este cómic, como suele ocurrir en la serie de Los Simpsons, contiene varios guiños que encantarán a los conosseurs. Dos ejemplos: en una viñeta Bart amenazado por Kodos (¿o será Kang?) le dice: “¿Klaatu barada nitko, viejo?”, mientras que en otra podemos ver un cartel que en grande letras anuncia: “Próximamente, invasión alien”. La primera es una alusión al clásico filme de cf protagonizado por el famoso robot Gort, The Day the Eart Stood Still, mientras que la segunda es clara referencia a la película de John Carpenter They Live! (también hay una referencia a Poltergeist en las viñetas en que Maggie observa la pantalla del televisor descompuesto).

La colisión de Bongo ciertamente es un cómic que todo lector del Calabozo del Androide debe leer. ¿Qué esperas que aún no lo haces?

© 2004, Sergio Alejandro Amira

Publicado originalmente en Calabozo del Androide #8, febrero 2004.

Written by Amo del Calabozo

May 13, 2009 at 2:32 am

Posted in Reseña, Simpsons

%d bloggers like this: