El Calabozo del Amo del Calabozo

Cultura pop

Lo que siente una chica

“Las chicas pueden usar jeans /y el pelo corto /pueden usar camisetas y botas/ porque esta bien ser un chico /pero para un chico verse como una chica es degradante /porque tú piensas que ser una chica es degradante /pero secretamente te encantaría saber como es/ ¿verdad? /cómo se siente para una chica…”

Así dice Charlotte Gainsbourg (hija del gran ídolo Serge Gainsbourg) al comienzo de la versión remixada por Above & Beyond de What it feels like for a girl, el tercer single del octavo álbum de estudio de Madonna: Music. Este remix y no la balada fue justamente el utilizado para el video e incluye sólo unas cuantas letras de la canción original, además de repetir dos veces el diálogo de Charlotte sampleado de la adaptación al cine de la novela de Ian McEwan The Cement Garden (publicada en 1978 y llevada al cine en 1993).


What It Feels Like for a Girl fue escrita por Madonna en conjunto con Guy Sigsworth y cuenta con un estupendo videoclip dirigido por Guy Ritchie (marido de Madonna) que contó con varias escenas censuradas en la mayoría de las estaciones de videos tanto europeas como norteamericanas incluyendo MTV y VH1 (que lo ponía al aire sólo de noche muy de vez en cuando). La decisión de prohibir el video debido a la “excesiva violencia” que mostraba nunca fue del todo convincente ya que esta no era mayor a la que se podía ver en cualquier otra serie en aquel tiempo. Tal vez se deba a que toda la violencia ejercida en el video por el personaje de Madonna es contra hombres y ya sabemos que en la sociedad actual (sobretodo en el Medio Oriente) la injusta preeminencia del hombre sobre la mujer es abundante por lo que es obvio que los ejecutivos de las cadenas de TV (hombres en su mayoría junto a una que otra mujer que debe está obligada a pensar como hombre o renunciar) se sintieran amenazados por lo que el video plantea. Presten atención al video si es que lo encuentran, la única mujer fuera de Madonna y su abuela que aparece en el video es premiada y no castigada como los demás personajes, todos hombres.

En este video Madonna, en sus propias palabras, interpreta a “…una chica nihilista y fuera de sus casillas llevando a cabo todas las cosas que se supone una mujer no puede hacer”. Podríamos concluir entonces que se trata de un video altamente andrófobo, aunque eso tampoco es exacto porque como antónimo de “misoginia” (‘odio a la mujer’) la RAE utiliza “androfobia” (‘horror o miedo al varón’), que en realidad es el antónimo de ginefobia (esta palabra sí aceptada por la RAE). Si vemos el videoclip más que temor o miedo (fobos significa ‘miedo’) a los hombres lo que hay es odio (miseín), es decir, el video es un ejercicio de misandria dónde una mujer (dos en realidad) adoptan el ícono másculino por excelencia (el automóvil) y lo utilizan en su contra.

Sobre el video, Madonna comentó: “Esta es una canción con rabia y quería algo que la complementara visualmente con un mix bailable y agresivo”. Como vemos todo apunta a la rabia y el odio que ciertaemente movilizan más que el miedo, el que puede paralizar y ser mucho menos productivo. “El miedo mata la mente. El miedo es la pequeña muerte que conduce a la destrucción total…”, dice la letanía Bene Gesserit contra el miedo (las Gesserit de Dune de Frank Herbert son todas mujeres, por cierto).

De todas maneras Madonna ha perpetrado este “abuso” contra el género másculino con la ayuda de miembros del mismo, los dos Guy (Sigsworth y Ritchie), sin olvidar a Above & Beyond (conformado por Jonathan “Jono” Grant, Tony McGuinness, y Paavo Siljamäki) y todos los hombres involucrados en el proceso de filmar el video que es, por cierto, uno de mis favoritos.

El video se filmó en febrero del 2001 en locaciones de la Hill Street y la 7th Street en Los Angeles, California. La historia es bastante simple. El personaje de Madonna está en la habitación de un motel y se prepara para ir a recoger a una anciana (persumiblemente su abuela) a un asilo para lo cual aborda un Chevrolet Camaro amarillo (como Bumblebee en la reciente adaptación fílmica de los Transformers) que en la placa delantera pone “PUSSY” y en la trasera: “CAT”. El trato al que será sometido el Camaro en el resto del video unido al hecho que el personaje de Madonna lo hace arrancar sin las llaves, hace pensar que posiblemente es robado. Apoya esta idea que Madonna realiza varios robos en lo que resta del clip. Ya de noche, la “chica” embiste a propósito el vehículo de unos tipos que andan de parranda, electrocuta a un sujeto que está sacando dinero de un cajero automático para robarle, se detienen en un drive-in a comer algo dónde desafía a la fuerza pública rayándoles la patrulla y disparándoles con una pistola de agua. Cuando los policías la quieren seguir, ella retrocede y los choca, luego se mete a una cancha donde unos jóvenes juegan hockey, arrolla a uno sin dejar de comer sus french fries, choca un auto estacionado y tras todos esos actos ilícitos, obedece la ley arrojando el papel de las papas fritas en un basurero. Se detiene en una gasolinera dónde roba un Pontiac Firebird rojo, atropella al dueño del vehículo, hace volar la gasolinera y termina chocando contra un poste. En las últimas escenas vemos que ambas mujeres son adeptas a los choques y los accidentes provocados por vehículos al más puro estilo Crash de Ballard. Esta sería algo así como su útlima aventura a lo Thelma & Loise, embistiendo el Pontiac rojo contra un inamovible símbolo fálico. Este revelador climax final me recuerda mucho el video para Stripsearch de Faith No More (también objeto de censura, por cierto).

Written by Amo del Calabozo

May 5, 2008 at 2:44 pm

%d bloggers like this: